En los barrios Goikolarra y Landako de Amurrio se está desarrollando un proyecto para identificar acciones de mejora del conocimiento del cambio climático en el municipio y definir junto con la ciudadanía soluciones adaptativas que se pondrán en marcha desde el Ayuntamiento local. Los primeros pasos de este proyecto consisten en concienciar a la población sobre los posibles impactos del cambio climático y recabar información sobre los barrios y las personas que viven en los mismos. Por ello, en octubre se han realizado encuestas a pie de calle y puerta a puerta en ambos barrios.
164 vecinos y vecinas de estos dos barrios han respondido a preguntas relativas a su percepción sobre el cambio climático. El 90% de las personas encuestadas se mostraban preocupadas por las repercusiones del mismo en Amurrio y más del 75% consideraron que la disminución de las precipitaciones y el incremento de las temperaturas serán algunas de las consecuencias más peligrosas. Se identificó un consenso amplio en relación con la forma de abordar el problema. Un 73% se decantó por la colaboración entre las administraciones y la ciudadanía para poner en marcha iniciativas de adaptación al cambio climático.
En cuanto a los mecanismos de intervención, la más votada entre las personas encuestadas fue la opción de la información, sensibilización y participación. A partir de los resultados de estas encuestas, junto con los obtenidos en los otros dos municipios participantes (Balmaseda y Le­gazpi), se establecerá un punto de partida para la siguiente fase en la que se trabajará con la ciudadanía plantear propuestas innovadoras en materia de adaptación al cambio climático.