Una semana ha durado la experiencia del amurrioarra Markel Letona Galende en Múnich realizando visitas estudio del proyecto Erasmus k2 sobre educación ambiental. Este joven de 30 años, Graduado en Química y con experiencia en temas ambientales, participó con Amurrio Bidean en la edición de Hazilan 2020. Desde Euskadi viajaron varias personas de diferentes agencias de desarrollo, y entre ellas 3 que han pasado por el programa Hazilan desarrollado en diferentes localidades. La agenda de actividades de dicha semana muy enfocada a la economía circular ha corrido a cargo de la Cámara Italiano Alemana de Múnich. Esta experiencia contribuirá al desarrollo profesional de estas personas que es el fin de Hazilan. La participación en esta iniciativa se da a través de Garapen, Asociación de Agencias de Desarrollo, que coordina Hazilan a nivel  de Euskadi. Markel Letona ha contado en una entrevista a Hauxe Da sus impresiones y lo que ha significado esta experiencia para su futuro laboral. 

Markel ¿qué ha supuesto para ti vivir esta experiencia? 

Ha sido una oportunidad de juntarme con gente con las mismas aspiraciones respecto a la sensibilidad y concienciación medioambiental. Una manera de conocer distintos tipos de acercamiento sobre este asunto, de ver cómo distintas culturas actúan al respecto y como somos capaces de unirnos para aportarnos nuevas ideas y trabajar juntos.

¿Qué te impulsó a participar en este programa?

En mi caso particular, siempre he tenido la motivación para dirigir mi carrera profesional hacia el sector medioambiental, por lo que cuando me ofrecieron la posibilidad de unirme a esta reunión, la decisión de aceptar fue muy fácil. A pesar de que en principio iba dirigido al tema de la economía circular, algo en lo que no estaba muy versado, pero que igualmente me interesaba, me doy cuenta de que estaba muy relacionado con el trabajo que he hecho hasta el día de hoy.

Ya de vuelta en Amurrio y con la reflexión hecha, ¿qué te ha aportado este viaje?

Un nuevo punto de vista. A raíz de mis conocimientos, siempre he vislumbrado y tratado de acercarme a la resolución de esta clase de problemas desde un nivel científico. En esta ocasión, salvo por una de mis compañeras de Garapen, era el único científico del grupo, por lo que ver como mis compañeros buscaban resoluciones fuera de este campo, ya sea tratando de evitar los problemas antes de su aparición o las maneras en las que tratan de acercar al público general la importancia de los problemas medioambientales y como concienciar sobre ello, ha sido muy enriquecedor.

Ha sido una semana intensa, ¿tienes alguna anécdota?

Nada en particular, pero si resaltaría el ver como el grupo, que mayoritariamente éramos personas jóvenes, con un objetivo en la cabeza y las ganas de cumplirlo, fácilmente congeniamos y compartimos ideas entre nosotros. Y es esta clase de actitud la que necesita este mundo y es de agradecer verla de vez en cuando.

¿Tienes en mente como aplicar a nivel laboral algo de lo aprendido?

En principio, ahora mismo sería incapaz de aplicar directamente las experiencias que he obtenido esos días. Pero si que me ha llevado a replantearme la manera en la que quiero actuar. Al margen de mi carrera científica, me estoy planteando formarme en gestoría ambiental, por lo que sí que ha tenido un efecto significativo en mi, renovando viejas pasiones.

 

 

CONOCE EL PROGRAMA HAZILAN

Actualmente Amurrio Bidean tiene en marcha la 6º edición de Hazilan, un programa consolidado en el municipio que en septiembre de este año iniciará una nueva edición. Hasta el momento en Hazilan han participado 59 personas de las cuales el 44% han iniciado su carrera profesional con el impulso que da el programa.  

Se trata de un programa muy completo que combina formación sobre habilidades laborales, técnicas de búsqueda de empleo y prácticas o desarrollo de proyecto con una beca del Ayuntamiento de Amurrio. Está dirigido a personas empadronadas en el municipio de entre 20 y 44 años y formación de ciclo formativo de grado superior o estudios universitarios. 

La actual edición, en la que están participando 4 mujeres, se encuentra en fase de finalización. Dos de ellas están realizando el periodo de prácticas de 4 meses, otra en fase de estudio de viabilidad de una idea de negocio y la última ha encontrado trabajo gracias a los talleres de formación que se imparten al principio del programa.

Foto cedida por Markel Letona