El pasado 25 de marzo el sueño solidario Ekhi Plaza García Proyecto de Construcción de una Escuela en la India comenzó a ser una realidad. Ese día se puso la primera piedra de este edificio en la aldea de Seethamma Thanda, en el estado de Andhra Pradesh, al sureste de India, una de las regiones más pobres del planeta, donde trabaja la Fundación Vicente Ferrer desde hace cincuenta años. El inicio de las obras ha sido posible una vez alcanzado el 50% de la inversión total del proyecto, que se prevé esté finalizado para la primavera de 2020.

El coste de esta construcción es de 11.237 €. Las aportaciones de las personas colaboradoras cubren los gastos del material de construcción y mano de obra (9.432 €), mientras que las aportaciones de la India cubren gastos administrativos y terrenos (1.805 €).
Esta iniciativa brota de un aita Iñaki Plaza y una ama Maite García, que encuentran la magia que se esconde detrás del fallecimiento de su hijo Ekhi. Eligieron transformar a través del sentimiento de amor y de la creatividad, el dolor de esta pérdida en solidaridad. Así el músico amurrioarra Iñaki Plaza en 2014 saca a la calle el disco “Ekhi” dedicado a su pequeño y un año después publica un DVD grabado en directo. A este trabajo lleno de sentimientos se sumó en mayo del pasado año otra obra igual de intensa en forma de libro, la ama de Ekhi, Maite García, arropada por Igor del Barrio que trabaja en el mundo editorial, escribe “Ekhi, siguiendo tu estrella”, un cuaderno de bitácora, ilustrado por Juan Barón, lleno de aprendizajes y que muesta el mundo que se esconde detrás de la muerte, la historia de una madre en el camino de aceptación y superación por la pérdida de su hijo. Juntos,  Iñaki y Maite ponen en marcha así este proyecto solidario.
Alfabetización y enseñanza básica
El 100% de los beneficios que generan ambos trabajos se destinan a través de la Fundación Vicente Ferrer a la construcción de la mencionada escuela en Anantapur para facilitar a la comunidad desfavorecida de la aldea de Seethamma Thanda el acceso a una educación de calidad para sus hijos e hijas de 6 a 11 años, promoviendo la alfabetización y la enseñanza básica, tomando siempre como fundamento la participación activa de la comunidad y la gestión comunitaria. Iñaki y Maite agradecen a personas como Igor, Juanjo, Inés, Itziar, Mariaje, José Luis, Javier… personas anónimas que han contribuido económicamente tanto con aportaciones como con la adquisición de las dos creaciones musical y literaria.
El libro sigue a la venta en librerías y plataformas online con el fin de recaudar los fondos necesarios para desarrollar en su totalidad la creación de esta escuela. Pero ésta no es la primera acción solidaria de Iñaki y Maite en esta zona del mundo, con anterioridad en un viaje a Anantapur llevaron cincuenta y seis bicicletas para que otras tantas niñas podrían recorrer los diez kilómetros que separaban la aldea en la que vivían de la escuela y así poder estar escolariazadas.

iñaki plaza 1